Oración a San Benito para pedir por la paz mundial


Si constantemente hiciéramos una Oración a San Benito para pedir por la paz mundial desde el lugar donde nos encontremos y todos en unión, seguramente este ruego seria escuchado por Dios. Pero tristemente se nos ha olvidado orar y simplemente nos quejamos o reprochamos y poco dedicamos a reflexionar sobre lo que cada uno de nosotros podemos hacer para contribuir y vivir en armonía, y lo más importante aún, estar siempre en las manos de Nuestro Señor.

A continuación la Oración a San Benito para pedir por la paz mundial

¡Oh San Benito que con tu amor infinito a Dios!,

Quien es nuestro padre y gobierna el mundo entero,

Hoy ante ti reconocemos su infinito amor y tu gran intersección,

Sabemos que a pesar de la resistencia en la humanidad y la división que hoy en día surge en el mundo entero,

Que frecuentemente vemos disputas y discordias entre nuestros hermanos,

Sin dudar acudimos a ti,

Amado y fervoroso San Benito,

Pidiéndote por la paz mundial,

Que podamos vivir unidos unos con otros,

Donde siempre reine la alegría y la unión,

Donde no exista tanta división,

Donde la violencia y la manipulación,

Ya no hagan presencia,

Y donde impere y reine el bien y la cordialidad,

Para ti no hay nada imposible,

Y nos postramos confiados a tus pies.

 

¡Oh mi Dios!,

Te rogamos óyenos,

Envíanos la fuerza de tu espíritu,

Y que él pueda obrar en lo más profundo de los corazones,

Que el diaálogo sea posible entre los enemigos,

Que las manos de los adversarios puedan estrecharse,

Para que todos unidos podamos encontrar la reconciliación y la armonía.

 

Te suplicamos que la caridad prevalezca al odio,

Y que el perdón supere a la venganza,

Que todos aquellos que conducen las riendas del mundo,

Hagan lo correcto por el bien de todos,

Que todos acá en la tierra,

Podamos sentirnos como  hermanos,

Y que sea un anhelo para todos,

Alcanzar la paz y que se haga presente,

Que perdure por encima de todas las dificultades,

Solo tú lo puedes,

En ti creemos, en ti esperamos,

Nos rendimos ante ti,

Amén.

 

Rezamos un Credo al finalizar esta oración, pidiendo por la paz del mundo entero.